Rosa Domínguez de Posada: "Las mujeres cobran en Asturias un 37,8% menos"

Rosa Domínguez de Posada:

Rosa Domínguez de Posada: “En España tenemos un largo recorrido por delante en la lucha contra la desigualdad salarial entre hombres y mujeres; debemos impulsar o reforzar la promoción de la igualdad”

 

“Las mujeres cobran en Asturias un 37,8% menos de media que los hombres, lo que supone la mayor brecha salarial entre comunidades autónomas, muy lejos del 29,1% del conjunto de España” 

 

“Bienvenidas sean todas las iniciativas respecto a los múltiples factores que influyen en la desigualdad salarial entre hombres y mujeres que prestan idéntico trabajo y que tiendan en el más breve espacio de tiempo a erradicarla”

       

 

                          

La senadora de FORO, Rosa Domínguez de Posada, apoyó hoy una Moción del Grupo Socialista para que el Gobierno  adopte determinadas medidas que permitan reducir la desigualdad salarial y laboral entre mujeres y hombres. “Bienvenidas sean todas las iniciativas respecto a los múltiples factores que influyen en la desigualdad salarial entre hombres y mujeres que prestan idéntico trabajo y que tiendan en el más breve espacio de tiempo a erradicarla”, dijo.

 

“En España –añadió Domínguez de Posada- tenemos un largo recorrido por delante. Nuestro marco normativo, comenzando por la Constitución Española y su artículo 14, nos ha dotado de instrumentos para combatir la discriminación por cualquier circunstancia personal o social, pero, además, nuestra pertenencia a la Unión Europea nos obliga al cumplimiento de las directivas para impulsar o reforzar la promoción de la igualdad”.

 

Domínguez de Posada advirtió que “según el informe ‘Brecha salarial y techo de cristal’ elaborado por los técnicos de Hacienda (Gestha), las mujeres cobran en Asturias un 37,8% menos de media que los hombres, lo que supone la mayor brecha salarial entre comunidades autónomas. Para el conjunto de España, el informe apunta al 29,1% menos que los hombres”.

 

Intervención de Rosa Domínguez de Posada en el Pleno del Senado:

 

Muchas gracias, Presidente.

 

Señorías, estamos ante una iniciativa que incide en una materia en la que, desde el punto de vista parlamentario, ya se están analizando muchas iniciativas, singularmente en la denominada Comisión de Igualdad.  Por lo que he leído en los diarios de sesiones de sus reuniones a lo largo de esta XII Legislatura, ya se ha abordado en numerosas ocasiones este gran reto para la sociedad española de conseguir la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres en el marco de las organizaciones laborales. En esta materia España está más o menos en la media europea, pero es que Europa tiene unos parámetros realmente muy mejorables.

 

En España tenemos, como se ha subrayado, un largo recorrido por delante. Nuestro marco normativo, comenzando por la Constitución Española y su artículo 14, nos ha dotado de instrumentos para combatir la discriminación por cualquier circunstancia personal o social, pero, además, nuestra pertenencia a la Unión Europea nos obliga al cumplimiento de las directivas para impulsar o reforzar la promoción de la igualdad.

 

Según el informe “Brecha salarial y techo de cristal” elaborado por los técnicos de Hacienda (Gestha), las mujeres cobran en Asturias un 37,8% menos de media que los hombres, lo que supone la mayor brecha salarial entre comunidades autónomas. Para el conjunto del país, el informe apunta al 29,1% menos que los hombres. En Asturias, bien podríamos decir que ondea una bandera pirata en el barco de la igualdad, la que señala la gran discriminación salarial que sufren las mujeres por su sexo y por ser asturianas.

 

Según el informe, al ritmo que vamos aún necesitaríamos muchas décadas, siete décadas, setenta años, para alcanzar la igualdad retributiva. Y tampoco es alentador el objetivo de lograr tasas de empleo similares; de hecho, este mismo año el índice de igualdad de género otorga una puntuación del 52,9 sobre 100, insisto, para el conjunto de la Unión Europea.

 

Pero no podemos obviar que el Gobierno de España ha puesto en marcha recursos para impulsar las buenas prácticas empresariales en materia de igualdad.

 

Uno de los folletos que publicita el Ministerio con las medidas para abordar los planes de igualdad lo titula: La igualdad de oportunidades es un buen negocio. Habrá que insistir para que nuestras empresas sean conocedoras de esa oportunidad de buen negocio que tiene precisamente la aplicación de políticas de igualdad de oportunidades.

 

En cualquier caso, bienvenidas sean todas las iniciativas respecto a los múltiples factores que influyen en la desigualdad salarial entre hombres y mujeres que prestan idéntico trabajo y que tiendan, en el más breve espacio de tiempo, a erradicar la desigualdad.

 

Muchas gracias.

 

Dejar un comentario

captcha